"Lo dejamos acá"

La habitación era grande y la alfombra la ocupaba casi toda. Una de esas persas, de color crema y llena de flores. La esquina donde él estaba acostado se había teñido de rojo. Ahora sí me gustaban las flores. Parecían claveles de un ramo de cementerio, con una cinta dorada y el nombre en negro.

Read More